jueves, 11 de febrero de 2016

¿Qué ver en Florencia?

Florencia

Cuando llegan las vacaciones en Italia, Florencia -o si lo decimos en italiano, Firenze- es un destino muy popular y una vez allí, entiendes el motivo. Es el lugar adecuado para los que disfrutan de la historia y el arte, con innumerables museos e iglesias – como la catedral de Duomo – que les mantendrán entretenidos. Pero si no te gusta la historia, no te preocupes, basta con dar un paseo por la ciudad para encontrar cosas que ver por todos sus rincones. Y por supuesto, si te gusta la moda, ¡sal de tiendas!

Oltrano

Florencia es una ciudad romántica y tradicional, con múltiples cosas para ver y hacer, especialmente en Oltrano, una zona de artesanos con un regusto de orgullo de la clase trabajadora. La zona es perfecta si quieres salir de la zona mas bulliciosa y vivir como un florentino más en un barrio auténtico. Si lo que quieres es disfrutar de la cultura florentina; por qué no visitar alguna de las maravillosas iglesias de la zona. Puedes encontrar una de las más antiguas iglesias de Florencia visitando San Miniato al Monet, que data del siglo XI o de Santa María del Carmine que fue casi destruida por un incendio pero que conserva una larga lista de frescos. La paz de Oltrano es perfecta para estancias cortas en Florencia con el Giardino Bardini, un lugar imprescindible para los aficionados la botánica así como para obtener algunas de las mejores instantáneas de la ciudad desde un lugar idílico en las afueras. Y si hablamos de vistas fascinantes, la Piazale Michelangelo es un punto con extraordinarias vistas en el que te puedes tomar un café en una de sus muchas encantadoras cafeterías.

San Marco

Los entusiastas de la arquitectura y los expertos en arte, encontrarán en Florencia como en casa, puesto que tiene maravillas como el complejo religioso de San Marco. Esta antigua iglesia y convento es actualmente un museo con una amplia selección de exposiciones temporales y piezas permanentes. El complejo ha albergado a numerosas celebridades a lo largo de los años, siendo el más famoso el pintor Fra'Angelico. Sus detallistas frescos lo convierten en uno de los mejores interiores que pueden albergar un museo. El museo también contiene unas cuantas obras dignas de mención como la “Crucifixión” y “La Anunciación”, así como un bello fresco de Ghirlandaio titulado “La última cena”. No olvides visitar la biblioteca construida en San Marco por Michelozzo para admirar su extensa colección de manuscritos.

El Duomo

No puedes visitar Florencia sin conocer su famoso Duomo, cuyas torres se pueden ver desde toda la ciudad. Esta bella catedral fue proyectada por Filippo Brunelleschi en honor de Santa María del Fiore sobre los cimientos de la iglesia de Santa Reparata del siglo VII. Su gran cúpula renacentista es la principal característica de esta impresionante estructura construida sin andamios. Para lograr las mejores vistas del interior de la cúpula hay que subir sus 463 escalones para estar lo suficientemente cerca, pero vale la pena el esfuerzo. La zona que rodea el Piazzo del Duomo está repleta de bellos edificios como la Baptistería de San Juan y el campanario de Giotto por nombrar algunos. Además, para los amantes del arte es necesario vistar la Galleria dell'Accademia para ver destacadas obras de arte entre las se que incluye una colección de pinturas renacentistas y mundialmente famoso David de Miguel Ángel.


Santa Croce

Santa Croce es perfecto si estás buscando una mezcla moderno y tradicional en los elementos de la cultura florentina. Recorre los escaparates de la zona para ver tiendas que ofrecen auténtico cuero y artesanía mezclados con las mejores cafeterías y bares de moda. Los turistas y los propios florentinos se sienten atraídos por esta zona donde se celebran numerosos festivales y conciertos cada año. Si la vida nocturna es el principal objetivo, entonces Santa Croce es, de largo, el lugar que estabas buscando.

Para dar un toque cultural, date un paseo por la iglesia que da nombre al barrio. La iglesia de Santa Croce es un asombroso edificio con magníficos fresco de grandes artistas como Gaddi y Giotti. Es difícil de creer que todo esto se podía haber perdido para siempre en la devastadora inundación de la iglesia de 1966. Se puede comprobar hasta donde llegaron las aguas en la placa que marca su nivel en las paredes y los pilares centrales. Muy cerca se encuentra la vieja biblioteca de Florencia, la Biblioteca Nazionale Centrale. Esta increíble biblioteca fue creada por Antonio Magliabechi como una colección privada, pero desde 1714 es de titularidad del ayuntamiento de la ciudad. Por culpa de los grandes daños por la inundación la biblioteca todavía continúa en restauración aún falta mucho para devolver a la colección su esplendor de antaño.

Figline Valdarno

Se puede lograr una escapada idílica fuera de las zonas turísticas en la localidad de Figline Valdarno. Encajado a los pies del monte Chianti, esta villa medieval tiene la huellas de la época de los romanos es también un centro arqueológico con numerosos fósiles encontrados en la zona. Esta villa agrícola ofrece algo diferente para una escapada en Italia y es la ubicación perfecta para descubrir sus alrededores llenos de encanto. Los paseos a lo largo de sus murallas dotan a la zona de un encanto especial. Descubre los típicos mercados de la toscana visitando Piazza Marsilio Ficino.

Campo di Marte

Es la cuna del deporte de la ciudad de Florencia. Edificado originariamente en el siglo XIX como base de entrenamiento del ejército de la Toscana, fue convertido en los años treinta del pasado siglo en el centro deportivo de la ciudad. Los aficionados al fútbol pueden ver el campo donde juega el ACF Fiorentina, el Stadio Artemio Franchi. Oficialmente fue construido en 1930 con una capacidad que actualmente supera los 47.000 espectadores. Si quieres hacer un descanso en las vistas deportivas, hay muchas más cosas como los helados. Badiani Gelateria es conocida en la zona por sus fabulosos gelatos. A pesar de ser cara, es capaz de mantenerse abierta desde el año 1979.

Forteza da Basso

La Fortezza da Basso es un gran ejemplo de las construcciones del renacimiento y también el lugar en que se aloja el Florence Exhibition Centre desde 1967. A pesar de que la fortaleza solamente está abierta para conferencias, es un lugar maravilloso de ver y también una inmejorable zona para pasar unos días por su céntrica localización.

Los conocedores del vino se sentirán como en casa en Florencia, donde podrán degustar los mejores vinos de la denominación de origen Chianti, uno de los vinos más reconocidos en la Toscana. Puedes disfrutarlos tanto de la forma tradicional en cualquiera de sus bares o acompañando una gran comida, sin duda el vino de Chianti es algo que no debes dejar pasar en tu visita a la Toscana.